Iluminación en espacios de oficina

  • Iluminación en espacios de oficina

 

Iluminación en espacios de oficina

La oficina es uno de los espacios más usuales en la vida contemporánea, uno de los segmentos arquitectónicos que más desarrollo o impulso han tenido, pero ¿por qué es tan importante la oficina?

Tanto la creatividad, la productividad y el ingenio de una persona son proporcionales al entorno en donde se desenvuelve cualquier profesional. Además, un ambiente de trabajo tiene tres componentes que son fundamentales: el vinculado a los negocios de la empresa, el entorno para realizar el trabajo y la imagen o mensaje externo que se va a transmitir.

 

¿Qué aspectos tomar en cuenta?

Debemos tomar en cuenta que el diseño de iluminación debe ser prioritario, pues debe ser el primer objeto de estudio; para poder crear una armonía en el espacio se debe manejar de manera simultánea la luz, el color, disposición espacial y mobiliario.

Es importante tomar en cuenta diferentes factores dentro de un corporativo: el acondicionamiento del lugar y área de trabajo, así como la iluminación natural y artificial que deben estar alineadas de manera que se puedan evitar deslumbramientos y estrés, además de prevenir fatiga visual, dolores de cabeza o incluso una desmotivación por parte del trabajador.

 

La eficiencia energética: la aliada en espacios de trabajo

No solo debemos tomar en cuenta lo estético que se pueda ver un espacio, sino también el sector ambiental, siempre buscando aumentar la eficiencia energética, como bien se menciona en la  NOM-007-ENER-2014 que tiene como finalidad establecer niveles de eficiencia energética en términos de Densidad de Potencia Eléctrica para Alumbrado con que deben cumplir los sistemas de alumbrado para uso general de edificios no residenciales nuevos, ampliaciones y modificaciones de los ya existentes; con el fin de disminuir el consumo de energía eléctrica y contribuir a la preservación de recursos energéticos y la ecología de la Nación.

Aquí te dejamos algunos ejemplos para mostrar de qué manera optimizar para obtener los mismos resultados y consumir menos energía:

En el ejercicio que realizamos utilizamos una pequeña oficina de 35m2, y propusimos dos soluciones. En el primer caso se hizo un sembrado general en todo el espacio con gabinetes cuadrados. Se utilizaron 12 equipos de 40 watts para obtener 350lx sobre la superficie de trabajo, con un consumo total de 480w, y su DPEA resultó de 13.7 w/m2. La NOM-007 no señala que para oficinas se requiere un consumo máximo de 12w/m2. Lo que nos señala que en el ejercicio anterior estamos fuera de norma.

 

 

 

 

 

En los gráficos se muestra la referencia de colores falsos, en donde el rojo indica un nivel de 350 lx.

En el segundo ejercicio, el criterio para optimizar la iluminación fue diseñar a partir de luminarias lineales que estén directamente encima de los espacios de trabajo y permitir que las áreas de circulación se iluminen con las reflexiones resultantes. Este sembrado nos permite utilizar la iluminación en donde se requiere sin desperdiciarla, optimizando de esta manera los recursos.

 

Para esta segunda opción utilizamos 10 luminarias lineales de 24watts, con un consumo total de 240 watts. Obtuvimos una DPEA de 6.85 w/m2 lo que nos indica que estamos casi a la mitad de lo que marca la norma. Esto nos reduce el consumo y por lo tanto los costos de facturación.

 

Sistemas de control en la iluminación

¿Sabías que la iluminación representa aproximadamente el 39% del consumo energético en oficinas? Según el Handbook de la IES.

Con el avance de la tecnología, ahora podemos eficientar el consumo de energía de nuestra iluminación por medio de sistemas de control, ¿cómo funciona esto? Se programan las luminarias para que se vayan encendiendo conforme la luz del día.

Donde además de tener un bajo consumo de energía, estamos colaborando con la cronobiología, es decir, el ritmo circadiano, donde son cambios físicos, mentales y conductuales que siguen un ciclo diario y donde respondemos principalmente a la luz.

¿Qué debemos tomar en cuenta?

La ubicación de la oficina, las entradas de luz natural ya que conforme va avanzando la luz del día, las luces en el interior van bajando de intensidad para mantener un equilibrio y poder aumentar la productividad y reducir consumo de energía.

 Aquí te ponemos un ejemplo de cómo es que funciona lo anteriormente mencionado:

  

A mayor luz que proviene del exterior, el sistema de iluminación se mantiene atenuado. Conforme oscurece y disminuye la iluminación exterior, la iluminación artificial interior aumenta su intensidad.

 

Primero el bienestar…

Distintos puntos que debemos tomar en cuenta en cualquier espacio, pero especialmente en una oficina son:

1.- niveles de iluminación: según la NOM-025-STPS-2008, que establece los requerimientos de iluminación en los centros de trabajo, el nivel mínimo requerido de lx que debe haber en un trabajo en oficina es de 300 lx, donde los criterios de iluminación y las áreas de cobertura para las tareas de oficina deben establecerse cuidadosamente para cumplir con los requisitos energéticos, los objetivos de sostenibilidad, el confort visual y la adecuación de la tarea.

2.- Índice de deslumbramiento unificado o mejor conocido como UGR. Este factor lo que nos indica es si las luminarias que estamos utilizando generan brillo intenso creando sensaciones molestas de deslumbramiento a sus usuarios, mismas que a la larga pueden causar fatiga visual y problemas en la visión. Los valores de medición más usuales van del 16 al 28, siendo 16 no deslumbrante y 28 indicado ya como molesto. El valor máximo recomendado para UGR no debería exceder de 19.

3.- Los criterios de iluminación para las oficinas giran en torno a la lectura, la escritura y la oralidad intermitente. Una iluminación de acento sirve para múltiples propósitos en situaciones de oficina donde los usuarios “sedentarios” necesitan un alivio visual periódico de las tareas y necesitan constantes contrastes visuales contra los cuales trabajar sin fatiga visual. La luz de acento puede ayudar a mejorar el entorno general, además de que no consume mucha energía y suele ser más eficiente y visualmente interesante que utilizar una iluminación general.

 

¿Sabes de qué trata la certificación WELL? 

Un proyecto con certificación well se refiere a un espacio que impacta directamente en el bienestar y la salud del usuario. El se

r humano pasa cerca del 80% de su tiempo en espacios cerrados, por lo que es imprescindible estar en espacios que 

mejoren nuestra productividad, bienestar y que no afecte de ninguna manera nuestra 

Para lograr lo anterior, podemos contar con iluminación que incluya cambios de temperatura de acuerdo con el ritmo circadiano del ser humano. Por las mañanas una luz suave cálida y conforme va avanzando el día ir graduando la temperatura hacia 4000K, después 6500K y convertirla en un ciclo para finalmente terminar el díd de vida.a nuevamente con una luz 3000K, esto para no afectar la conciliación de sueño, mejorar la productividad y proteger nuestro reloj biológico interno.

 

Conclusión:

La iluminación de alta calidad, atractiva y visualmente eficaz proporciona el mejor valor para los empleados, sector medioambiental y también operativo.

 

Es por esto que es importante estar siempre de la mano de los especialistas en iluminación. En Grupo Construlita contamos con un centro de diseño con alto expertiz y conocimiento.